Archivo

Archive for 11 octubre 2012

El compromiso o como perder el valor deportivo por excelencia

11 octubre, 2012 Deja un comentario

Cada año o temporada que pasa me sorprendo más de como cambia la sociedad y hasta que punto estamos haciendo las cosas mal. En la sociedad del bienestar cualquier joven lo tiene todo al alcance de su mano: teléfonos, consolas, todo tipo de ropa de marca, complementos… y en dónde cada vez existe más variedad de actividad extraescolares, el deporte se ha convertido en una mera guardería en la gran mayoría de los casos.

Desde familias que solo se preocupan de colocar a sus hijos en mil actividades extraescolares para que no les “molesten”, hasta familias con un afán exagerado y desmesurado por competir donde los padres dejan de ser padres y se convierten en “mánagers – entrenadores”.

¿Dónde encontramos el término medio? Sinceramente, no lo sé. Cada vez más recuerdo con más nostalgia el hecho de ir a ver los domingos por la mañana el equipo Senior de mi club, intentando engañar a mi padre para verlo, sencillamente porque soñaba con jugar en ese equipo en un futuro, aunque jugase en una división totalmente amateur. Recuerdo la ilusión que nos hacía a todos por ir a hacer un entrenamiento con los “grandes” y poder disfrutar de un entrenamiento con compañeros más grandes que tú que te exigían lo mejor de ti. Cuantas veces mis padres me habrán venido a recoger a mi entrenamiento y el entrenador del junior me ha pedido que me quedara a entrenar con ellos y que él, si si ÉL, se ofrecía a devolverme a casa al finalizarlo para que mis padres no tuvieran que quedarse esperando.

¿Quién no ha jugado partidos imaginarios de baloncesto en el patio de su casa, con canasta o sin ella, con una simple marca en la pared que hacia de canasta imaginaria? ¿Quien no ha tenido esas mini canastas colgadas en la puerta de su habitación para practicar el movimiento de muñeca con una pelota de papel o de espuma? ¿Quien no ha saltado la verja de un colegio para poder jugar una pachanga con los amigos?

Es una lástima pero el deporte está pasando a ser una de las últimas prioridades de los adolescentes del país, contradiciendo completamente el auge del deportista nacional a nivel internacional. Ahora tengo la sensación que todas las actividades que realizan los jóvenes son más importante que el deporte por mucho que les guste y amen el deporte que practican.

No paro de escuchar: “Tengo clase de inglés”, “Tengo clase de refuerzo”, “Tengo una cena”, “Tengo una comunión”… Tengo, tengo, tengo… ¿Pero dónde está el compromiso con tu equipo? La gran mayoría de actividades que realiza un joven son de carácter individual aunque las realice dentro de un grupo, pero el deporte y principalmente los deportes de equipo la participación en dicha actividad implica una responsabilidad individual y colectiva.

Es duro ver entrenar a solo 8 jugadores sumando 2 equipos en el primer día de entrenamiento de la semana, algo falla, algo estamos haciendo mal, en algo nos estamos equivocando TODOS. Puede que vayamos encaminados hacia una sociedad cada vez más egoísta y más impersonal dónde cada uno interactúe más con sus juguetitos electrónicos que con las personas.

El deporte no es “solo” deporte, lleva implícito toda una serie de valores que a menudo olvidamos y que nos ayudan en un futuro a mejorar como personas y prepararnos mejor para nuestro futuro laboral. Palabras como: tolerancia, respecto, integración, compañerismo, cooperación, solidaridad, autonomía, participación, igualdad, diversión, autoconocimiento… todas ellas están presente en todas esas actividades deportivas pero quedarán en papel mojado sin uno de los valores más importantes de la vida, el COMPROMISO (tanto con uno mismo, como con el colectivo)

Anuncios
Categorías:Opinión Etiquetas:
A %d blogueros les gusta esto: